Barra de video

Loading...

domingo, febrero 29, 2004

Lo rescatable del caso Epigmenio-Sifuentes
Lo que actualmente acontece con Epigmenio León y Gerardo Sifuentes es una muestra de que desgraciadamente en nuestro País, si no se presiona a las autoridades, las injusticias, irregularidades y todo el menú de (sin)razones que ha solido acompañar a nuestros funcionarios, las cosas van a seguir igual.
La unión hace la fuerza. Si hay algo provechoso en todo este penoso asunto, es que se debe de rescatar la solidaridad de la comunidad intelectual y lo que significa que escritores, periodistas, pintores, poetas y un sin fin de personas, unan su voz contra las injusticias que hay en nuestro País.
AFS.
Auxiliará Conaculta a escritores presos


Samuel Mesinas
El Universal.
El Consejo Nacional para la Cultura y las Artes proporcionará auxilio jurídico para aclarar los hechos que llevaron a dos escritores, Epigmenio León Martínez y Gerardo Sifuentes Marín de 29 y 30 años de edad respectivamente, a ser acusados de robo agravado y trasladados al Reclusorio Norte, donde se encuentran recluidos desde el vienes 13 de febrero.
Sorprendido por la noticia, Enrique Romo, director general del programa Tierra Adentro y jefe directo de Epigmenio León, asegura la inocencia de los literatos. "Más de dos años de colaborar con ellos me da la certeza de que son gente creadora, íntegra, responsable, por eso seguramente los acusan de una total falsedad".
"Estoy indignado, no pueden castigarlos por un delito del cual no tienen necesidad y no se dedican a eso. Creo que la locura de los policías llegó demasiado lejos", dijo vía telefónica.
Los detenidos están sujetos a proceso en el Juzgado 42 por el hurto de un par de espejos de automóvil. La juez Julia Ortiz Leandro les dictó auto de formal prisión desde el pasado 20 por el cual tendrán que estar encarcelados hasta que finalicen las diligencias y la presentación de pruebas, donde la única parte acusadora son el par de uniformados de Seguridad Pública que les detuvo a las afueras del domicilio de Sifuentes, en la colonia Roma.
Epigmenio León, quien es comunicólogo egresado de la UNAM, traductor de alemán y jurado en algunos concursos literarios, es funcionario del Conaculta en el departamento de Difusión y Promoción de la revista literaria Tierra Adentro .
En tanto que Gerardo Sifuentes es ingeniero industrial por el Instituto Tecnológico de Puebla, y actualmente es becario del programa Jóvenes Creadores del Fonca.
Su obra ha sido incluida en diversas antologías de cuento y se ha hecho acreedor al Premio Nacional Kalpa-UAM de Cuento de Ciencia Ficción en 1998, y al Premio Internacional de Cuento Phillip K. Dick de la Universidad de Santiago de Compostela, España 1998.
Enrique Romo informó que por disposición de Sari Bermúdez, presidenta del Conaculta, el jurídico de la dependencia les proporcionará auxilio legal para aclarar los hechos.
Dijo que como director de Tierra Adentro, es lamentable que se hable de limpiar la ciudad de delincuentes "y de repente gente que no tiene nada que ver sea encarcelada".
Externó su deseo de que los escritores estén libres "y que las autoridades pongan atención en este evidente abuso de autoridad. Como ciudadano vemos cómo se está descomponiendo la ciudad y de verdad es alarmante".
Ebrard concentra a toda la policía del sector Roma

El Heraldo de México
Raúl García Araujo
Por una presunta detención arbitraria y fabricación de delitos, el secretario de Seguridad Pública local, Marcelo Ebrard Casaubón, concentró ayer en sus oficinas a todo el personal del sector Roma, a cargo del segundo inspector, José Carbajal Cruz, para tratar los casos de los jóvenes escritores Gerardo Sifuentes Marín y Epigmenio León Martínez, detenidos de manera arbitraria el pasado 12 de febrero.
A primera hora de ayer, los uniformados comenzaron a concentrarse en el piso 12 del edificio sede de la SSP, de la calle Liverpool. Ninguno de los policía salió de allí en todo el día, por lo que la vigilancia de la colonia Roma estuvo a cargo de efectivos del Agrupamiento de Granaderos y del Grupo Especial Metropolitano.
Ebrard llamó a todo el personal molesto por las detenciones de los intelectuales, aunque la autoridades no quisieron informar ayer sobre los resultados de la concentración de los policías.
El 12 de febrero Gerardo Sifuentes Marín, escritor y becario del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (Fonca), y Epigmenio León Martínez, escritor y jefe del departamento de difusión de Tierra Adentro, fueron detenidos cuando regresaban a su domicilio ubicado en la colonia Roma.
Los policías preventivos del Distrito Federal, les detectaron aliento alcohólico, y los presentaron ante la Agencia del Ministerio Público por la falta administrativa.
Pero ya en el Ministerio Público, los oficiales de la SSP los acusaron de haberse robado dos espejos retrovisores. Ante este delito, las autoridades de la Procuraduría capitalina consignaron ante el Juzgado 42 del Reclusorio Norte a Gerardo y Epigmenio por el delito de robo agravado y del que, según el nuevo Código Penal del DF, no existe libertad bajo fianza.
El viernes 20, la jueza Julia Ortiz Leandro, les dictó auto de formal prisión, por lo que permanecen recluidos en el Reclusorio Norte.

martes, febrero 24, 2004

Unidos por la injustia

Más del ochenta por ciento de los blogueros en México se han unido en esto del asunto Epigmenio-Sifuentes. Propongo hacer ataques a través de la red a las páginas oficiales del Distrito Federal.
Me parece infame lo que sucedió a estos dos compañeros y cuenta conmigo para lo que se decida hacer. Creo que el énfasis debe colocarse en su inocencia, no en su condición de escritores, lo que volvería la solidardad un asunto gremial. Te repito: cuenten conmigo.
Un abrazo

Carlos Monsiváis (escrito a Jorge Fernández Granados)

sábado, febrero 21, 2004

Auto de formal prisión a dos escritores mexicanos

Mientras miles
de criminales
andan sueltos
en México se
mete a la cárcel
a los artistas


México, D.F. a 20 de febrero de 2004.
El 12 de febrero de 2004, aproximadamente a las 03:00 hrs, Gerardo Sifuentes Marín, (30 años, escritor y becario del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes FONCA), y Epigmenio León Martínez, (29 años, escritor y funcionario de CONACULTA), fueron detenidos por dos elementos de la policía preventiva del D.F. La detención ocurrió en la calle de Tehuantepec, colonia Roma, entre las calles de Acayucan y Ures, a diez metros del domicilio de Gerardo Sifuentes. En el Ministerio Público no. 3 de la Delegación Cuauhtémoc, se les acusó de robar un par de espejos de automóvil, según consta en la averiguación previa CUH-7T2/240/04-02. El viernes 13 fueron trasladados al Reclusorio Norte, aproximadamente a las 22:00 hrs. El día de hoy, viernes 20 de febrero, la Juez Julia Ortiz Leandro del juzgado 42 del Reclusorio Norte, les dictó auto de formal prisión, por robo agravado.
El único elemento en su contra es la declaración de los dos policías que los detuvieron, quienes alegan haberlos capturado en flagrancia. Sin embargo, por un lado, existe un informe pericial que no aporta ninguna evidencia que sustente las declaraciones de los agentes policíacos; por el otro lado, las declaraciones de los testigos invalidan la versión de los agentes. Todo lo cual indica que los detenidos son inocentes.
Epigmenio León es comunicólogo egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, participó en la organización de la Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil de 1996 a 1999, fue guionista del programa radial Circo, maroma y libros, producido por el CONACULTA y actualmente se desempeña como Jefe del Departamento de Difusión de la revista Tierra Adentro, donde ha publicado diversos artículos. Es traductor del alemán y se ha desempeñado como jurado en varios concursos literarios.
Gerardo Sifuentes es ingeniero electrónico industrial, titulado por el Instituto Tecnológico de Puebla. Ha obtenido diversos premios internacionales y nacionales de narrativa. Ha publicado los libros Perro de luz y Pilotos infernales. Actualmente, es becario del Programa Jóvenes Creadores, en el Fondo Nacional para la Cultura y las Artes, en la especialidad de cuento y se desempeña como redactor creativo, en la agencia de publicidad Interbrand Internacional.
Por todo lo anterior, este hecho significa el encarcelamiento injusta y arbitraria de dos destacados miembros de la comunidad intelectual.
Estos son momentos muy difíciles para Epigmenio, Gerardo, sus familias y los que los queremos.
De nuevo, apelo a su solidaridad. Estamos preparando una carta abierta para la que solicitaremos las firmas de quienes quieran apoyar la causa. Subiré el texto de la misma en cuanto esté redactada. Por lo pronto, quienes quieran rubricarla háganme llegar por e-mail la autorización para incluir su nombre.
Por otro lado, se requerirá mucho dinero durante este proceso. Anoche, en casa de Gerardo se designó a Adriana Quijada Martín, amiga de Sifuentes, como tesorera. Les ruego depositar su ayuda a la cuenta de ahorro Bancomer 1250578401 a nombre de Adriana. Cualquier ayuda será valiosísima.
Hagan circular esta información, péguenla en sus blogs, en sus webpages, ventílenla en los medios locales los que no están en el D.F. Que se sepa de esta injusticia. No nos quedemos callados, dos amigos inocentes están en la cárcel.


Muchas gracias,
Bernardo Fernández BEF

miércoles, febrero 18, 2004

Jolopo, los Presidentes y sus esposas...


Anoche murió sin duda uno de los peores presidentes que ha tenido nuestro País, quien figuró como un político marcado por los escándalos concernientes a su vida privada.
Tuvo la desfachatez, entre otras cosas, de afirmar que ‘necesitaba de su pensión para poder sobrevivir debido a lo precario de su situación económica’.
José López Portillo habló a los mexicanos en términos de administración de la riqueza mientras la paridad con el dólar todavía no era un dolor de cabeza para los gobiernos aztecas. Eran tiempos en que el dólar se mantenía en un promedio de 27 pesos.
Fue uno de los primeros que empezó a presentar signos de nepotismo. Favoreció a sus parientes y cegado por el poder que el dinero trae consigo, rompió las reglas del juego político: invitó al Papa para que su madre pudiera disfrutar de su compañía poniendo en entredicho la separación Estado-Iglesia, tal como lo hiciera Vicente Fox al besar la mano del máximo líder del catolicismo.
Los pocos logros que había obtenido su antecesor, se vieron opacados por la mala toma de decisiones y se atrevió a amanazar a nivel mundial a los principales compradores de petróleo mexicano, al decirles que si no le compraban el combustible al precio que él disponía, en un futuro les iba dejar de vender.
En pocas palabras fue un presidente que en lugar de someterse a las reglas de la economía mundial, siguió gastando como si aún tuviera los ingresos petroleros que México tenía antes de que se presentase la caída de precios en el combustible.
Los intereses en la economía internacional subieron de un 6% a un 20%,lo que agravó la deuda externa.
Su frase más conocida por si usted no se acuerda, fue “Defenderé al peso como un perro”. Luego vimos lo que acontenció con la devaluación.
Por si fuera poco lo anterior, se divorció para casarse con una actriz a las que le gustaba enseñar más allá del cuello y la cintura. Su nombre: Sasha Montenegro.
López Portillo como todos los presidentes que algún día tendrán que morir, se va sin pagar lo que le hicieron al pueblo mexicano. Lo único que le faltó hacer fue proponer a Sasha como Presidente de la República, sin embargo, ahora Vicente Fox se encargará de hacerlo con doña Martita; una copia en blanco y negro y sin tinta de Eva Perón...

martes, febrero 17, 2004

Se murió el 'perro'

Hace diez minutos murió José López Portillo, un expresidente impune que nunca pagó el daño que le hizo a nuestro País. Lo más probable es que esté en una larga fila, a la espera de que El Diablo le habra la puerta.

lunes, febrero 16, 2004

Dios y Satanás en México

Cuando Dios se cansó al final del Séptimo Día se sentó en la orilla de un barranco en el estado de Guanajuato, México.
Sacó de entre su ropaje una botella de vino y le dio un gran sorbo. El sabor de la bebida embriagante le gustó tanto que dio uno y otros tragos hasta terminar con el resto del líquido que había en la botella.
Intoxicado dijo: "Háganse los políticos".
Inmediatamente aparecieron en todos los continentes de la Tierra, políticos que como fueron creados durante la 'fiesta' de Dios, salieron mal y fueron los renglones torcidos de Dios. En nuestro país salieron tanto y tan malos que se hicieron llamar Presidentes; esos seres crearon instituciones de gobierno reinadas por Satanás.
Entonces los políticos le declararon su odio al Creador y éste triste, por la acción de sus engendrados por cansancio, se perdió entre las nubes. En el nombre del gobierno se mató a muchas personas, a niños, a mucha gente...
Después crearon a sus esposas y las quisieron convertir en presidentas. Pero eso es parte del Apocalipsis.

domingo, febrero 15, 2004

Veinte años sin Julio Cortázar

Mi escritor preferido desde tiempos preparatorianos fue el argentino autor de "Autopista" que añoraba 'el ginebra Gordon en la Boston de Florida'.
"Rayuela" ha sido hasta hoy la novela en español que más me ha gustado, después de la obra de Miguel de Cervantes Saavedra, "El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha", un texto para alcanzar la irrealidad, para perder el estilo.
Hasta el día de hoy he leído seis veces "Rayuela". En ocasiones le he encontrado algunos secretos, como leerla por páginas impares, aparte de las indicaciones capitulares que enseña Cortázar; en otras ocasiones "La Maga" suele despertar a su niño, resucitarlo, bajar con él las escaleras como si estuviera vivo.
A veinte años que Cortázar se fue de este mundo al cielo de los cronopios su obra está más fuerte que nunca. En Argentina se declaró el Año Internacional de Julio Cortázar y a partir de este mes han tenido varios eventos importantes con escritores de todas parte del orbe. A continuación una bella parte de Rayuela, del capítulo 7:

"Toco tu boca, con un dedo toco el borde de tu boca, voy dibujándola como si saliera de mi mano, como si por primera vez tu boca se entreabriera, y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar, hago nacer cada vez la boca que deseo, la boca que mi mano elige y te dibuja en la cara, una boca elegida entre todas, con soberana libertad elegida por mí para dibujarla con mi mano en tu cara, y que por un azar que no busco comprender coincide exactamente con tu boca que sonríe por debajo de la que mi mano te dibuja.

Me miras, de cerca me miras, cada vez más de cerca y entonces jugamos al cíclope, nos miramos cada vez más de cerca y nuestros ojos se agrandan, se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran, respirando confundidos, las bocas se encuentran y luchan tibiamente, mordiéndose con los labios, apoyando apenas la lengua en los dientes, jugando en sus recintos donde un aire pesado va y viene con un perfume viejo y un silencio. Entonces mis manos buscan hundirse en tu pelo, acariciar lentamente la profundidad de tu pelo mientras nos besamos como si tuviéramos la boca llena de flores o de peces, de movimientos vivos, de fragancia oscura. Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea muerte es bella. Y hay una sola saliva y un solo sabor a fruta madura, y yo te siento temblar contra mi como una luna en el agua."


En una de las varias casas en las que ha vivido Edgar Rincón Luna, mejor conocido por estos lares del blog y la ausencia, como Solzimer, (aunque algunos le digan "Solz" por suestiones meramente sentimentales) en una de las paredes de su no muy extensa biblioteca pero sí con los libros 'de alto nivel literario', tenía una foto pegada con 'teip', es una imagen de Cortázar que cobra vida cada vez que el poeta juarense ingiere bebidas sagradas, también sabidas como cervezas
Por cierto, Rincón tiene un libro de Primera Edición de Rayuela que consiguió no me acuerdo en qué parte, pero es toda una historia. En Juárez, creo que ese libro, es uno de los únicos que hay de ese tipo. Es toda una joya, la cual envidio. Dicen que de entre sus páginas "La Maga" salía para ir a comprar cigarros a pie y en plena madrugada a Smart Campestre. Yo no puedo aseugar lo anterior, pero muchos taxistas han visto deambular de madrugada a una mujer con las características de "La Maga".

viernes, febrero 13, 2004

El show del gobierno con las muertas de Juárez parece que nuca terminará. Ahora falta que los candidatos a la gubernatura prometan esto y aquello para llegar a la silla mayor de la entidad chihuahuense.
La mujer de las botas en 1910

En 1910 una mujer preguntó a su marido por sus gotas. El esposo, sordo que estaba, escuchó en lugar de gotas botas y le preguntó para qué las quería. Ella confiada en que su esposo la escuchó correctamente, le respondió que necesitaba ponérselas en las ojos. Lo anterior no tendría pretexto alguno para publicarse en este espacio, de no haber sido por el problema es que esto representó para nuestro País.
Y es que el señor, que me supongo pudo haber sido un diputado, se dirigió inmediatamente con sus amigos y le dijo que su esposa usaba botas en los ojos, lo que se dispersó en cuestión de horas a lo largo de la república.
Al día siguiente el dictador se dio cuenta. Y lo mandó a poner en los libros de texto. Rápido un escritor fue contratado por el Gobierno para que relatara la historia. Después, con el tiempo, los grupos de música compusieron música con la historia de la bota. Los niños desde entonces, enseñados por los maestros, saben perfectamente lo que aconteció aquel día de 1910. Lo único que no me cabe duda en todo este desmadre, es que la historia la escriben los sordos.
Un día de furia en viernes 13


"Hijo de puta, salí encabronado de mi casa, el cheque que me dio mi jefe estaba en blanco. Por eso lo hice. Encendí el auto, atropellé al perro de mi vecina y luego enfilé por la Avenida Obregón. El primer hombre que maté fue en el semáforo de la Ruiz Cortínez. El muy ingenuo me pidió limosna y yo, cansado, enojado que estaba, desenvainé la gloria de la furia y le di un balazo en la cabeza. Luego me fui disparando a quienes manejaban. Cuando se me acabaron las balas de la treinta y ocho, saqué la cuarenta y cinco, la que uso en la judicial. Hasta hoy que me interroga, sé que maté a quince personas. Pero insisto, estaba muy enojado, por eso lo hice"

miércoles, febrero 11, 2004

Los zapatistas y las manzanas*



Dice Durito que la vida es como una manzana.
Y dice también que hay quienes la comen verde, quienes la comen podrida y quienes la comen madura.

Dice durito que hay algunos, muy pocos, quines pueden elegir cómo se comen la manzana: si en un hermoso arreglo frutal, en puré, en uno de esos odiosos (para Durito) refrescos de manzana, en jugo, en pastel, en galletas, o en lo que dicte la gastronomía.

Dice durito que los pueblos indios se ven obligados a comer la manzana podrida y que a los jóvenes les imponen la digestión de la manzana verde, que a los niños les prometen una hermosa manzana mientras se las envenenan con los gusanos de la mentira, y a las mujeres les dicen que les dan una manzana y sólo les dan media naranja.

Dice Durito que la vida es como una manzana.

Y dice también que un zapatista, cuando está frente a una manzana, le saca filo a la madrugada y parte la manzana, con certero golpe, por la mitad.

Dice Durito que el zapatista no intenta comerse la manzana, que ni siquiera se fija si la manzana está madura, o podrida, o verde.

Dice Durito que, abierto el corazón de la manzana, el zapatista toma con mucho cuidado las semillas, va y ara un pedazo de tierra y las siembra.

Después, dice Durito, el zapatista riega la matita con sus lágrimas y sangre, y vela el crecimiento.

Dice Durito que el zapatista no verá el manzano florecer siquiera, ni mucho menos los frutos que dará.

Dice Durito que el zapatista sembró el manzano para que un día, cuando él no esté, alguien cualquiera pueda cortar una manana madura y ser libre para decidir si se la come en un arreglo frutal, en puré, en jugo, en un pastel o en uno de esos odiosos (para Durito) refrescos de manzana.

Dice Durito que el problema de los zapatistas es ése, sembrar las semillasy velar su crecimiento. Dice Durito que el problema de los demás seres humanos es luchar para ser libres de elegir cómo se comen la manzana que vendrá.

Dice Durito que ahí está la diferencia entre los zapatistas y el resto de los seres humanos: Donde todos ven una manzana, el zapatista ve una semilla, va y prepara la tierra, siembra la semilla, la cuida.

Fuera de eso, dice Durito, los zapatistas somos como cualquier hijo de vecina. Si acaso más feos, dice Durito, mientras de reojo mira cómo me quito el pasamontañas.


Subcomandante Insurgente Marcos
Desde alguna madrugada del Siglo XXI



*Texto tomado sin autorización alguna y por mis pistolas de la revista Rebeldía, órgano de difusión del Ejército Zapatista de Liberacieon Nacional

martes, febrero 10, 2004

El cuento de nunca acabar

No cabe duda que la corrupcón en este país no ha terminado ni se ha podido disminuir. Uno caso bastante comprometedor para el presidente Vicente Fox, es el que se ha presentado en Sonora con las Aduanas, particularmente con la de Nogales, a cargo del administrador local Alfredo Roldán Torres.
Este muchachón es cuñado de Rodolfo Elizondo, el expriísta sonorense metido en Los Pinos en la Coordinación General de Comunicación Social, después de haber sido el fiel escudero de Luis Donaldo Colosio, mandado a matar en 1994 por la altas esferas del priísmo en ese entonces.
Torres ha empezado a utilizar su parentesco familiar y a cometer actos de corrupción sin precedentes en la aduana de esta ciudad. Tráfico de armas, autos usados sin importar, televisiones y todo un menú de artículos que representan una fuga millonaria para la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.
Las cosas siguen igual, es el cuento de nunca acabar.

miércoles, febrero 04, 2004

Hay veces

Hoy fue uno de esos días en que hice (y me sucedieron) más cosas de las que pensé hacer (o que me sucedieran) al levantarme: Caí de la escalera al salir de mi departamento; quebré la llave del carro al intentar abrir la puerta; me asaltaron en el camión (después de que no pude abrir la pinche puerta); Llegué tarde a mi oficina; conté mentiras a mi jefe (para justificar mi tardanza); borré sin querer varios archivos de películas porno que tenía en el disco duro de mi computadora 286; pagué el desayuno a un amigo; me enfermé del estómago; trabajé ocho horas; me pelié seis veces a golpes por problemas insignificantes; vi a mi vecina desnudarse con mi telescopio de diez dólares; cené; me volví a enfermar del estómago y escribí esto que estás leyendo desde la taza de mi baño (el de la recámara).

martes, febrero 03, 2004

Desde que tube por primera ves la rrana en mis manoz entendi que mi mala hortografía nunca se iva a componer. Lo ciento.
Yo sabía
De todas maneras nunca iba a pasar. Era imposible pensar que tan solo por estar cerca de la mesa iba a suceder. Por eso me levanté, me di media vuelta y salí por la puerta de la cocina.
Demasiado tarde...


Antonio Flores Schroeder
Te vi caer desde el cielo hasta fragmentarte en mil pedazos. Aunque ahora (ni nunca) no me escuchas te digo que hice todo lo posible por evitar tu impacto contra el pavimento. Fueron tantas cosas las que pasaron por mi cabeza mientras corría intentando estirar más mis brazos para poderte alcanzar, para salvarte, para no ver tu muerte con tanta humedad, que por momento te confundí con tus hermanas, tus primas, tus vecinas y algunas otras gotas de agua que quizá no conocías.
El siguiente artículo es una cortesía a Cuentario del candidato a gobernador en Chihuahua, Javier Corral Jurado:



Narcofosas

Javier Corral Jurado*
Chihuahua ha concitado por estos días la atención de la opinión pública nacional; además del proceso electoral en puerta por el que los chihuahuenses renovarán la gubernatura, el Congreso local y las 67 presidencias municipales que abrió un excepcional caso de coalición total entre PAN y PRD, un macabro hallazgo hace voltear de nueva cuenta la mirada del país a nuestra tierra, apuntada en Ciudad Juárez, ya objeto desde hace tiempo de un especial miraje, incluso internacional.
Fruto de una investigación en contra de la delincuencia organizada, el 23 de enero pasado, miembros de la Agencia Federal de Investigación realizaron excavaciones en una finca situada con el número 3633 de la calle Parsioneros del fraccionamiento Las Acequias en Ciudad Juárez, y hallaron varios cuerpos de personas ejecutadas con signos de tortura. Han seguido excavando en esa y otras fincas y hasta el momento suman 12 los cuerpos encontrados. Se trata de una serie de narcofosas, en las que se presume pueden estar enterrados cerca de 30 cuerpos, víctimas de los ajusticiamientos de la mafia del narcotráfico.
Al horror del hallazgo vino el estupor por la denuncia que realizara el pasado día 27 el subprocurador federal de Investigaciones Especiales en contra de la Delincuencia Organizada, José Luis Santiago Vasconcelos: en los crímenes estaban involucrados una veintena de policías judiciales del estado, varios mandos intermedios, y el primer comandante de la zona norte, Miguel Ángel Loya Gallegos, que se echó a correr a tiempo. Eran encargados de detener a las personas, trasladarlas a los domicilios, asesinarlas y enterrarlas.
Otros jefes de grupo ya no se presentaron a sus "labores" y el primer comandante de la PJE en la ciudad de Cuauhtémoc, Armando Medrano, renunció sorpresivamente "por motivos personales". Según la PGR, fueron detenidos 11 agentes estatales. Los hechos despertaron a las autoridades locales hasta el miércoles 28, en que salió a dar posición oficial el subprocurador de la zona norte, Óscar Valadez. El procurador del estado hasta el jueves 29. Y hasta ahora el gobernador no ha dicho esta boca es mía.
El asunto pone de relieve la corrupción y el grado de descomposición que existe en la Procuraduría de Chihuahua y en el gobierno estatal. El caso de las narcofosas es la prueba que faltaba para certificar lo que ha sido una sospecha ampliamente comentada entre los chihuahuenses: la vinculación y complicidad de la Policía Judicial del Estado con las organizaciones criminales de la mafia del narcotráfico. Estamos ante un hecho muy grave de la relación de las policías con el crimen organizado. Y en medio de este hecho, un asunto insoslayable: el papel y la responsabilidad que juega en este asunto el titular de la PGJE, Jesús José Solís Silva, El Chito, y también el jefe del Ejecutivo estatal.
Nos asombran las respuestas de los funcionarios de la Procuraduría estatal y el silencio del gobernador. En él por lo menos es extraño, un adicto a la palabrería se ha vuelto autista de la noche a la mañana. El subprocurador de la zona norte considera los hechos como un "incidente". El procurador Solís como "un prietito en el arroz". El candidato del PRI a la gubernatura del estado, exonerando de inmediato al procurador, en menos de 24 horas tenía ya un diagnóstico: "Falta de supervisión a los mandos medios". Y el gobernador sigue callado.
Dijo el procurador Solís que la infiltración del narcotráfico no es excepcional o privativa de Chihuahua. ¿Cómo es posible? ¿Sabe de otros estados del país y no sabía del suyo? Los hechos y esta respuesta merecerían el cese fulminante, inmediato. Por mucho menos que esto, en cualquier otra parte lo habrían puesto a disposición del Ministerio Público para ser investigado.
Pero es evidente que no se le va a cesar, porque hay toda una red de complicidad oficial. Este asunto coloca la necesidad de una investigación a fondo y el Ministerio Público federal debe llegar hasta sus últimas consecuencias sobre el involucramiento y complicidad, no sólo de las fuerzas de seguridad estatales, sino de sus responsables, con el narco y sus organizaciones criminales.
Desde enero de 2002, en que el licenciado Solís fue nombrado procurador de Chihuahua, diversas organizaciones defensoras de los derechos humanos plantearon el peligro que este sujeto representaba para Chihuahua. Documentaron 27 abusos y atropellos realizados en su carrera de policía desde 1980 hasta nuestros días. De hecho en marzo de ese mismo año funcionarios del gobierno federal plantearon directamente al gobernador del estado las preocupaciones de la PGR y de la Secretaría de Gobernación por este nombramiento. Nada se hizo desde entonces.
Lo cierto es que dos hechos, los más escandalosos en la vida de Chihuahua en materia de narcotráfico, han tenido muy cerca al licenciado Solís Silva: en 1985 en el rancho Búfalo, cercano a Delicias, se encontró el sembradío de mariguana y el laboratorio de procesamiento y empaquetamiento más grande de América Latina, por aquellos años. Fue detectado y descubierto tras una denuncia directa del embajador de EU John Gavin. Tuvo que venir a ver el embajador estadounidense lo que no vio, lo que no detectó, quien entonces era el comandante de la PJE destacamentado en la zona de Camargo y Delicias, Jesús José Solís Silva. Ahora se descubre una red de policías judiciales del estado metidos con el narcotráfico, y tampoco lo ve, tampoco lo detectó, ni lo investigó. ¿Entonces qué está haciendo este superpolicía ahí?
Diversos sectores de la sociedad chihuahuense han exigido una investigación a fondo. Confiados en el estado de derecho y en la voluntad política del gobierno de la República en el combate a la delincuencia organizada, han solicitado que esto no se vaya a quedar en los agentes judiciales o en el jefe de grupo, o comandante de grupo. Porque este tema revela toda la podredumbre que hay. Estamos en manos de quienes, diciendo vigilar y resguardar a la comunidad, sirven a los capos del narco para eliminarle a sus obstáculos, para ejecutarlos.

*Candidato a gobernador en Chihuahua por la alianza PAN-PRD

lunes, febrero 02, 2004

Desierto. La intermitente línea blanca de la carretera. Al fondo el sol rojo y las nubes que buscan agua y rocas. A las seis de la tarde la señora se desplaza a un lado del camino. Ella es la niña de ayer que mataron al salir de la maquiladora, era del Sur de México. Viene hacia mi. Acelero la velocidad. Soy el único. Por el retrovisor, tras su espalda, se pueden ver tres centenares de amigas suyas. El relámpago rompe el silencio. Ahora llueve. Ya no están.