jueves, mayo 27, 2004

Cuentario

El PRI y su curva ascendente


Antonio Flores Schroeder
Es curioso enterarse cómo en el estado de Chihuahua el Partido Revolucionario Institucional (PRI) ha mantenido desde las últimas semanas, la preferencia del electorado de esa entidad rumbo a las próximas elecciones para saber quién será el próximo gobernador.
Chihuahua fue el pionero en cuestiones democráticas y fue en donde inició la avanzada panista hacia otros lares del país y que ahora parece dar marcha atrás a su verdadero proyecto político, o al menos, ese que le hicieron hacer creer a la ciudadanía.
Los errores de Patricio Martínez han sido graves y desde que se convirtió en mandatario estatal las cosas cambiaron.
Uno de los casos más sonados a nivel nacional fue la represión al periódico Norte, donde seis reporteros y el propietario del periódico, fueron demandados por un expresidente municipal ligado al gobernador, por haber denunciado a través de reportajes y columnas editoriales un serio acto de corrupción en el que incurrió Martínez al favorecer economicamente al exmunícipe.
Además el grave incremento de las actividades del crimen organizado y los asesinatos de mujeres son dos temas que increiblemente no cambiaron la percepción de la ciudadanía.
El fenómeno va más allá de que el Partido Acción Nacional haya tenido un mal desempeño en Ciudad Juárez o el efecto Vicente Fox al mando de los destinos de esta nación, ya que si se ve objetivamente, el blanquiazul ha hecho 'menos peor las cosas' que su contrincante en los últimos 9 años en la ciudad del burrito y la violencia.
Hay algo de fondo en todo esto. Hace poco en un artículo publicado en un periódico nacional se indicaba que en Ciudad Juárez la mayoría de quienes votarán esta vez provienen de otra ciudades, no han nacido en ese estado.
Aunque no se puede descartar lo anterior en el impacto de las elecciones ni la realidad que indica que Reyes Baeza le lleva algunos puntos porcentuales a Javier Corral Jurado, podríamos pensar que esta vez por los resultados antes obtenidos de los gobiernos municipales, los chihuahuenses harán historia con una de las elecciones menos participativas del Norte de México en los últimos años.
La pregunta que queda a la deriva es por qué los electores no votarán contra el partido que representa Patricio Martínez que tuvo un gobierno opresor en donde el narcotráfico penetró totalmente las altas esferas, como fue el caso del exprocurador que ha sido ligado por Estados Unidos al cártel de Vicente Carrillo.









No hay comentarios.: