lunes, marzo 17, 2003

No hay nada como hacer el amor en ayunas. Así dijo el señor equis antes de irse a dormir. Jamás pensó que ya no despertaría.

No hay comentarios.: