Barra de video

Loading...

domingo, marzo 09, 2003

De cómo encontrar el cruce y no morir en el intento

Cada ciudad tiene sus problemas. Aquí en Nogales no se necesita ser un investigador profesional para llegar a la conclusión de que el mayor dilema local lo representa el tráfico de humanos. Los polleros están por todas partes y me imagino, como en todo, las autoridades están involucradas. La mayor parte de los negocios pequeños se benefician de este fenómeno social.
Pero hay otros problemas. Uno de ellos es que aquí no hay puentes internacionales, nadamás hay una barda metálica que divide al tercer mundo del primero. Con esto he tenido algunos accidentes por aquello del sentido de la ubicación, las veces que he ido a Nogales, Arizona, digo que voy a ir El Paso.
Hace unos días fui a echar gasolina "del otro lado" y no me acordaba cómo llegar "al cruce". Se me ocurrió preguntarle a una señora cómo llegar al "puente". Ese error casi me cuesta la vida. Obviamente me mandó a un puente (por suerte no me mandó a la chingada) pero a un puente cualquiera de un boulevard cualquiera. Que poca madre la mia.
Por lo pronto, he decido una cosa. Allá, en la otra frontera, solía llamarle a juaritos la ciudad del burrito y la violencia, ahora le tocó a Nogales ser víctima de mis ocurencias: ahora se llama "la ciudad de los cerros (y los polleros)".
Pero es un "pueblo" tranquilo, en comparación con la antigua Paso del Norte.
Insisto en eso de que los juarenses no leen periódicos. Allá son casi dos millones de habitantes y hay tres (dos matutinos y uno vespertino). Aquí son casi 400,000 y también hay tres. What?
Así es.

No hay comentarios.: